Gobierno dice que pretende crear comisión para crear comisión para “traducir y reinterpretar” la Biblia.

El gobierno chino ha prohibido la venta de biblias en librerías en línea en todo el país para cumplir con nuevas normas que exigen un control de literatura que no esté de acuerdo con los “valores centrales del socialismo”.

safe_image.php

La red británica BBC produjo un reportaje mostrando que las copias electrónicas de las Escrituras simplemente desaparecieron de las tiendas tras la divulgación del documento “Política y Prácticas para proteger la libertad de creencia religiosa en China”.

A pesar del nombre pomposo, se trata de un nuevo intento del gobierno comunista en censurar el derecho de los cristianos de practicar su fe.

Las “políticas y prácticas” establecen que las comunidades religiosas chinas “deben seguir la dirección del partido [comunista] sobre religión, practicar los valores centrales del socialismo, desarrollar y expandir la tradición china y explotar activamente el pensamiento religioso que está de acuerdo con la “situación de China”.

El documento también afirma que en los próximos cinco años habrá un esfuerzo para reconstruir el cristianismo chino y la teología china para “conscientemente desarrollar talentos de especialistas que puedan establecer una base sólida para retraducir y reinterpretar la Biblia y escribir libros de referencia”.

La decisión, en la práctica, vuelve a limitar la lectura de las Escrituras sólo dentro de las iglesias. La decisión dejó a la comunidad cristiana china “confusa e indignada”, según los comentaristas en la BBC.

cq5dam.web.237.300Warren Wang, un líder cristiano chino que huyó del país a causa de la persecución en 2012, dijo que ya esperaban que es a medida fuera adoptada. “No estoy tan sorprendido que ellos estén sacando la Biblia de los estantes ahora”, afirmó. “Eso es muy parecido a algo que china hacía en el mes pasado. El Partido Comunista enseña el ateísmo y desde que Xi Jinping logró consolidar su poder, eso era esperado”, reiteró, refiriéndose al presidente chino.

En la década pasada el gobierno chino había disipado su control de grupos religiosos. La popularización de internet ayudó a las personas a tener fácil acceso a las aplicaciones bíblicas. A partir de ahora, según la nueva resolución, las “biblias sólo pueden ser vendidas en las iglesias que el gobierno permita”.

Aunque china afirma que hay libertad religiosa en los últimos años hay una creciente represión en Iglesias, donde los cruces fueron retirados de la parte superior de los templos y muchos pastores, detenidos.

La venta del Corán todavía está permitida, pero los musulmanes chinos también son blancos de intentos de reprensión, aunque en menor escala. Los libros sobre el budismo y él taoísmo, las religiones populares en el país, no están prohibidos.

Tomada de: NoticiasCristianas.com

.

.

.

.

.

.

.

.

.

donar-e1463418267873


Leave your Comment